MOSAICO

Muy buenas a todos, ¿cómo va la cosa? A las que me seguís en el Facebook os pregunté que cómo queríais que os explicara cómo me maquillo las uñas en video o en entrada, y casi todas me dijísteis en video pero antes de eso me gustaría hablaros de mi experiencia con las uñas en otro tema en…  ¡DEJAR DE COMÉRSELAS!

Creo que el tema de no comerse las uñas es un tema muy difícil de “tratar” es como una adicción que te hace estar siempre con los dedos en la boca mordiendo y si estás pasando una época de nervios ¿qué sucede? que como sigas comiéndote las uñas lo siguiente son los dedos.

Yo dejé de comerme las uñas en el 2011 hace ya unos dos años antes de esa fecha era casi impensable que yo dejara de tener ese hábito. Es cierto que me comía las uñas siempre de hecho el cortaúñas en mi vida no existía porque nunca llegaba a tener las uñas largas o medianamente largas, pero también es verdad que no llegué al extremo de tener una uña milimétrica (podéis buscar en Google nada más poniendo “comerse las uñas” no lo quiero poner porque puede resultar un poco chocante). Y otra cosa mala que tenía  el comerse las uñas era que tenía muchos padrastros que me dolían y muchas veces me hacía sangre.

¿Cómo pude dejarlas de comer?

Quizás esperéis un truco maravilloso que dejéis de comerlas inmediatamente pero lo cierto es que lo único que hace no comerse las uñas es la fuerza de voluntad y ser consciente de lo que estáis haciendo me explico, me pasó los mismo que cuando me quité de fumar hay miles de remedios pero si uno mismo no quiere quitarse esa manía os aseguro que es imposible. Ya sabéis que existe productos que os lo echáis en las uñas y dejan un sabor amargo cuando os vais a comer las uñas ¿qué sucede con esto? que al final ese sabor tan amargo os aconstumbráis y ya no hace ese efecto de dejar de comerlas o lo que es peor no os lo echáis.

Por lo tanto lo primero es concienciarse que nos queremos quitar de esa manía y darnos cuenta de cuales son los momentos en los que empezáis a comerlas (estudiando, nerviosismo, viendo la tele…) y ahí ser más consciente de que podéis recaer e intentar no dejaros llevar por el momento.

Y qué me ayudo en el proceso pues algo muy sencillo pintármelas, parece una tontería pero eso hace que seamos más coscientes de ellas hay gente que dice que se las come menos pintadas  por no estropearse la manicura pero en mí era otro efecto, yo no me las comía porque me las veía más bonitas que sin pintar y me las dejaba crecer, ahora que no hagáis como yo cuando las tenía un poco largas me agobiaba y ¡pum! me las volvía a morder (me sigue pasando me agobia tener las uñas largas pero ya he descubierto lo que es el cortaúñas jajaja).

jjjj

Como consejos que os puedo dar, yo no soy partidaria de poneros uñas de gel para intentar no comeros las uñas, ya de por sí están debilitadas y utilizar productos agresivos hará que por una parte no os comáis las uñas pero por otra parte cuando os la quitéis estarán muchísimo peor y más finas, en definitiva más debilitadas.

Por otro lado el consejo que doy es pintaros las uñas pero claro como todo en la vida las cosas en exceso hacen el efecto rebote, por motivos profesionales estuve un año entero pintándomelas, al final me sucedió que tuve que dejar de hacerlo porque mis uñas estaban muy frágiles y lo que es peor descamadas, se me levantaba la uña por capas algo que nunca me había pasado, así que dejar descansar las uñas o las debilitaréis más.

¿Y qué cosas buenas tiene dejar de comerse las uñas?

La principal ventaja para mí es estética las uñas cada vez están mejor, cierto es que por el hecho de haberme comido las uñas tanto tiempo no voy a poder tenerlas como una persona que nunca se las ha comido pero también estoy contenta con el resultado que he tenido. Ya os he comentado que hace unos dos años que dejé de comérmelas y que una de las cosas que más he notado es la dureza de la uña pero por otro lado es que me ha crecido la parte de la carne (que cada vez iba teniendo menos) os explico en una foto:

2

Esta es mi uñas sin nada se ve que tengo la uña corta (parte de la carne) pero poco a poco va creciendo no sé si ya ese proceso ha parado pero han cambiado  bastante.

3

Esta imágen es de más cerca, mi uña antes era a partir del color rosa clarito, lo que me ha crecido ha sido la parte más roja todo eso es nuevo y hace que la uña cada vez sea más larga. Parece una tontería pero para las que nos hemos comido las uñas es importante esto para ir recuperando la forma que tenían antes.

En general tengo las uñas más sanas, ya no tengo padrastros algo que sufría siempre y que a la vez de ser antiestéticos eran dolorosos. Y también se me parten menos, antes siempre en las esquinas se me levantaban y cuando me pasaba eso ¡ras! me mordía pero ya eso me sucede menos no quiere decir que ahora tenga las uñas de hierro jajaja pero en general han mejorado mucho.

4

Y en general mi consuelo es que pintadas no se nota que me he comido las uñas toda mi vida ¿mal consuelo? pero es lo único que me queda porque echar marcha atrás no puedo :( ¡Así que no empecéis con esta manía tonta!

Curiosidad: una vez me maquillé las uñas con un esmalte amarillo (sin top coat) y evidentemente se me tiñeron las uñas y para que desaparezca su tinte maravilloso amarillo que parecía que fumaba como un carretero, de hecho más de una vez me dijeron ¿cuánto fumas al día? :( pues tuvo que pasar un año ¡un año entero! así que es más que recomendable que os pongáis una base siempre 😀

Aquí os dejo el video tutorial de cómo me maquillo las uñas:

Productos:

  • Lima 4 caras Sephora
  • Quita cutículas Mercadona
  • Good-bye Cuticles Flormar
  • Top coat 4 in 1 complete care Flormar
  • Supermatte Flormar M109
  • Seche Vite top coat

5

 

Espero que os haya gustado esta entrada :)

¿Os comíais las uñas? ¿Qué truco tenéis para dejar de hacerlo?

10 Comentarios Respuesta

  • Noemí14 marzo, 2013 at 5:57 pm

    Hola!
    he leido por ahí, que si se te tiñen las uñas con el esmalte, puedes quitartelo con pasta de dientes de las blanqueadoras. Otra opción que daban era poner las uñas en un cuenco como cuando haces la manicura y echar en ella una pastilla de las de limpiar las dentaduras postizas. Dicen que funciona, pero yo no lo he probado. Te lo cuento a modo de curiosidad y por si algún día se te olvida la base ;D

    Responder
  • Excel14 marzo, 2013 at 6:32 pm

    Hola, yo llevo un año sin comerme las uñas, era una mania que tenia desde muy pequeña, como un vicio insuperable! como deje de comermelas? puess como tu explicas, pintandomelas. Al principio, me las pintabas y me entretenia en kitarme el smalte con los dientes, pero no las uñas. Luego poko a poko como vi k kedaban mas feas pues no me keria keria kitar el smalte y pa kno se me estropearan y verlas mas bonitas puesss no me las comia, aunk de vez en cuando al verlas largas me las comia. Y lo k definitivamente me hizo dejar de comermelas fue ponerme aparato en los dientes, ya con eso no podia xD. Y ya esta, todo hasta el dia de hoy.

    Responder
  • Marina14 marzo, 2013 at 9:12 pm

    No sabes lo identificada que me he sentido con el post…Tambien llevo unos 2 años sin mordermelas( aunque de vez en cuando en estados de nervios, caigo…lo reconozco). Es un vicio terrible! aunque parezca inofensivo…yo me las mordia muchisimo, hasta el punto que me deforme los dientes ya corregidos con ortodoncia, me hacia sangre en los dedos, un horror vamos…Siempre estube muy acomplejada con mis manos, hasta que un dia vi un esmalte en Sephora que me enamoro y me dije…hasta aqui hemos llegado! Quiero poder pintarme las uñas con ese color…Y desde entonces he notado mucha mejoria..aunque para nada las tengo tan bonitas como tu, pero como dices poco a poco la parte de la carne va creciendo…

    Como me enrollo jeje Un besazo!

    Responder
  • Estella15 marzo, 2013 at 5:41 pm

    No te puedes imaginar lo que me identifico contigo!!

    Yo también dejé de comermelas por esa fecha, creo que en el 2010. Y me pasa igual que a ti, cada vez las tengo mejor pero todavia hay secuelas jejeje. Y además es que dejé de comermelas igual… empecé a pintarmelas y decia, “ay que bonitas estan así, no te las comas…” y fui dejando de morderlas! Habia probado mil cosas y nada funcionaba.

    Responder
  • yessica16 marzo, 2013 at 6:08 am

    hola Ali

    definitivamente sigo en el intento y e pasado por todas las etapas pero a mi me pasa mucho cuando estoy muy nerviosa

    Responder
  • Sandra de la Vega18 marzo, 2013 at 5:43 pm

    Hola, pues yo no use ningun truco. aunque tengo poca fuerza de voluntad, siempre decia que me las iba a dejar de morder pero al final volvia.. xD hasta que un dia dije ya esta.. y desde entonces no me las muerdo. aunque tambien me pasa que si se me rompen un poco y no estoy en casa o no puedo limarmelas me acabo mordiendo un poco =.

    Tambien me paso lo de tener las uñas amarillas y lo unico que hice fue dejarlas crecer y una base protectora eso siempre ahora! jaja
    un beso guapa =)

    Responder
  • Lorena19 marzo, 2013 at 12:54 am

    Hola! Este texto podría haberlo escrito yo misma, tal cual. De hecho tengo las uñas con una forma muy parecida a la tuya. Es increíble, pero es que es totalmente una adicción. Por eso cada vez que veo que alguien está intentando dejar de fumar pienso que si a mí me costó un triunfo a base de voluntad el simple hecho de no morderme las uñas, no me quiero ni imaginar lo difícil que tiene que ser dejar un hábito así.
    Pero merece la pena aunque sea sólo por coquetería. Mira qué bonitas las tienes ahora 😉
    Un saludo!

    Responder
  • sem26 marzo, 2013 at 11:38 am

    Magníficos consejos. Un saludo,

    Responder
  • carmen gema26 marzo, 2013 at 4:42 pm

    hola aliciaaaa!!!!!!1 me encantan tus manos/uñas!!!!!! ojala yo las tuviera como tu!!!yo nunca me las he mordido y no me crecen apenas y tengo muy poca uña en la carne, no se si me explico… q por muy poco q me las deje crecer se me siguen viendo super cortas!!!!y se me escaman tambien muchooooo y se me parten con nadaaaaa :( pero tu post y video me ha encantadooooooo a ver si consigoooooo w me crezcan besos guapa!!!

    Responder
  • Ginna2 abril, 2013 at 8:29 pm

    ¡Hola Ali!
    Es acertado que el tema de la onicofagia es difícil de tratar y más cuando se trata de un hábito con el que se vive varios años.

    En mi caso es 100% ansiedad, intenté cambiar mi conducta creando nuevos hábitos, uno negativo y otro positivo: hace 2 años dejé de morderme las uñas aproximadamente 6 meses, durante ese lapso de tiempo fumé y cuando volví a morder mis uñas dejé el cigarro. 1 año más tarde intenté dar pequeños sorbos de agua cada vez que quisiera morderme las uñas, sólo funcionó algunas semanas.

    Hasta hace un mes aproximadamente dejé de morder mis uñas esta vez no sé cómo lo logré, no deseo morderlas más ¡Y ahora pinto mis uñitas!
    Me siento orgullosa de lograrlo y creo que mi hermano al verme con uñas también está tratando de dejar este desagradable hábito.

    Responder

Deja un comentario

Por favor introduce tu nombre. Por favor introduce una dirección de correo válida. Por favor introduce un mensaje.